LOS HERMANOS SE HAN UNIDO

Ayer domingo se enfrentaron Villa Azalais y Argentino Peñarol. En cancha de la Villa se dió la particularidad de que se juntaron por primera vez los Peralta. Arturo y Gabriel por un lado. Martín y Alejandro por el otro. Hubo situaciones para compartir de ese episodio poco habitual. 

Por Julio Oronado 




Los 4 son nacidos en barrio Patricios y compartieron inferiores en Instituto. 8 cuadras separan las dos casas, pero el fútbol los hizo amigos. Arturo y Gabriel son hermanos, pero hace un par de años no comparten equipo. El primero juega en Villa Azalais, mientras que el Gaby es lateral en el puntero de la Liga. Alejandro y Martín también son hermanos y estuvieron juntos en la Villa hasta el año pasado. Ahora, el segundo, alias Gato, defiende la camiseta de la Peña. Ayer marcó su primer gol. Justo frente al equipo del cual es hincha.

Arturo y Alejandro (Chicho para los conocidos) forman la zaga central del Villero e imponen respeto en cada partido. Gabriel es el flamante refuerzo del elenco de Argüello y se suma al Gato, quien llegó a principio de año. Viene de jugar en Las Palmas.

En 2013, Gabriel y Arturo se fueron a Belgrano y justo en ese momento llegaron el Gato y Chicho. Sólo por eso, los 4 nunca compartieron equipo. Tampoco habían estado juntos en una cancha. Hasta ayer. 

Arturo, dueño habitual de la 2 en Villa Azalais, contó algunos episodios para destacar: 
El zaguero consideró que en una jugada su hermano Gabriel se tiró y al levantarlo, insultó a su madre. Que es la propia, claro. Así rememoraron un recordado caso que se dio entre Gabriel y Diego Milito. 

Además, en tono de broma, en un momento del segundo tiempo, el mismo protagonista le señala a un hincha que en la tribuna estaba dormido. El simpatizante era nada ni nada menos que Miqueas, hijo de Gaby y ahijado del creador de la frase. El pequeño fue un tiempo hincha de cada equipo. En el primer tiempo estuvo en la tribuna del Villero y después se cruzó a la de su rival.

El gol Millonario fue marcado por el único de los 4 que no es defensor. Martín señaló el empate y, no solo que no lo festejó, sino que pidió perdón por no permitir la victoria del club del que es hincha. El Gato marcó su primer anotación con la camiseta rojiverde, justo frente al equipo que lo formó como jugador. 

Hablar de cuestiones futbolisticas no es la idea en esta nota, pero no se puede dejar pasar que los 4 dejan todo en cada pelota. Los hermanos Peralta juegan por la madre. Por las 2 madres.

Los Peralta. Los hermanos sean unidos. Y, por una tarde, los hermanos se han unido.

Foto: Hugo Cabrera.